Expertos Debaten Sobre las Compensaciones en Caso de Daños Transgénicos

Expertos Debaten Sobre las Compensaciones en Caso de Daños Transgénicos

-La reunión de la ONU tiene como objetivo avanzar en el denominado Protocolo de Cartagena sobre Seguridad de la Biotecnología

-En paralelo a la conferencia de la ONU, comenzó también en Bonn una contra-conferencia bautizada Planeta de la Diversidad

En los próximos días expertos del gobierno y organizaciones se reunirán en Bonn (Alemania) para realizar un reglamento sobre la tecnología transgénica

Más de dos mil expertos de gobiernos y organizaciones no gubernamentales intentarán acordar durante los próximos cinco días en Bonn (centro de Alemania) un reglamento sobre responsabilidades y compensaciones en el campo de la tecnología transgénica.

La reunión de la ONU sobre Bioseguridad que comenzó hoy en Bonn tiene como objetivo avanzar en el denominado Protocolo de Cartagena sobre Seguridad de la Biotecnología, aprobado en 2000 con el fin de proteger la biodiversidad frente a los riesgos potenciales de los organismos transgénicos.

Mientras que en la última conferencia celebrada en 2006 en Brasil se acordó identificar y etiquetar los productos transgénicos hasta 2012, en Bonn se buscará acordar un marco que regule las responsabilidades y compensaciones para los casos en que este tipo de productos causen daños a la agricultura o a la naturaleza.

Varias ONG se lamentaron hoy de que las grandes multinacionales no muestran voluntad de cara a un reglamento de carácter vinculante, lo que hace temer que los avances durante esta conferencia serán escasos.

Las seis principales multinacionales se han manifestado, según representantes de las ONG, únicamente dispuestas a establecer reglas voluntarias y rechazan todo acuerdo vinculante.

"Su objetivo es privatizar la legislación internacional", lamentó la presidenta del instituto de estudios medioambientales Ecoropa, Christine von Weizsäcker.

En paralelo a la conferencia de la ONU, comenzó también en Bonn una "contra-conferencia" bautizada "Planeta de la Diversidad", a la que asisten unos 2.000 representantes de organizaciones campesinas "bio", así como de ayuda al desarrollo.

Según informaron sus organizadores, el objetivo de esta cita es demostrar que existen alternativas de cultivo menos dañinas que las basadas en los transgénicos.

A partir de la semana próxima comenzará en Bonn la Novena Conferencia de la Convención sobre Diversidad Biológica, a la que asistirán representantes de los más de 190 países firmantes, y que en su segunda parte contará con una nutrida presencia ministerial.